Felicitación Navideña

Si el invierno aprieta, mejor lo pasamos abrazados.

Si el invierno aprieta, mejor lo pasamos abrazados.

 

Como niños en sus cartas a los Reyes Magos

hacemos promesas imposibles de cumplir

el pavo también las hizo y ahora está lleno de ajos.

Vapor y humo que nos empujan a subir. Comida para los dioses.
Cada año la misma huída

Cada año la misma huída